COO de Ibitt – Ibank para Latam: “El camino a la adopción masiva de Bitcoin es ahora”



Christian V. Schwarzenbach es COO de Ibitt- Ibank para Latinoamérica. Cointelegraph en Español conversó con él sobre Bitcoin, las criptomonedas e inversiones, entre otros temas.

Fernando Quirós (FQ): ¿Será el 2021 un buen año para Bitcoin y las criptomonedas?

Christian V. Schwarzenbach (CVS): Extraordinariamente prometedor. Es un año con muchísimas proyecciones en el mundo cripto. Es muy posible que lo que dicen los analistas fundamentales sea verdad, y este sea el inicio de la adopción masiva. Ya que figuras muy influyentes de distintos ámbitos, pero especialmente del mundo financiero, como Elon Musk por ejemplo, están hablando muchísimo de cripto, criptoactivos o tecnología blockchain. De hecho, ya varios Bancos Centrales y reguladores las reconocen dándole un nivel mucho más alto de credibilidad y estatus en el escenario financiero. Sin ir más lejos, en Colombia hay cinco bancos que ya están haciendo “Sandbox” para poder hacer la implementación y ese es el primer gran paso o hito para lo que es adopción masiva.

Para las viejas monedas también es un gran paso, ya que esto ayuda a que sean reconocidas como una forma legítima de inversión e ingeniería financiera. En lugar de asociarlas a un engaño, como sucedía hace tres o cuatro años atrás 

Paralelamente, esta dinámica está acompañada de una increíble alza de los criptoactivos de mayor transaccionabilidad, como lo son Ethereum y Bitcoin. Hubo también ciertos “pumps” (subidas) bastante fuertes como lo de Dogecoin generado por WallStreetBets en el grupo de Reddit, que generan unos super “hypes” (exageraciones) que no son recomendables para invertir, pero que son “buzz” (murmullo) muy interesantes en el mundo de las inversiones.

En conclusión, creo que ahora las criptomonedas han sido adoptadas por ambos, tanto el hombre en la calle como el del mundo financiero tradicional. Las personas en general comenzaron a mostrar interés porque ahora entienden más acerca de la tecnología que se utiliza, las oportunidades que presenta para mover dinero en distintas formas y participar en un mercado en crecimiento. Se ha hecho evidente que las criptomonedas no van a desaparecer, sino que, por el contrario, se volverán aún más convincentes.

FQ: ¿Es Bitcoin una buena inversión? 

CVS: Corporativamente hablando, como institución financiera, Banco, Exchange o Wealth Management, jamás haríamos ningún tipo de recomendación financiera. Por ende, no recomendamos que nadie invierta en criptoactivos si no tiene conocimiento de riesgo y está dispuesto a perder el dinero que vaya a colocar. 

Invertir en criptoactivos, como lo digo en todos los foros, en las comunicaciones o la prensa, es altamente riesgoso. 

Así como hoy está en 45 mil, mañana puede estar en 10 mil y pasado mañana puede estar en 100 mil. No hay una regla específica de mercado. 

El Bitcoin es una moneda absolutamente especulativa. Por lo tanto, aunque en efecto se va a ir apreciando con el tiempo no hay ninguna garantía de que eso suceda en el futuro inmediato y, por ende, no es una moneda de acaparamiento de valor ni de ahorro. 

Sin embargo, habiendo dicho eso, en lo personal yo sí invierto en criptoactivos. Tengo un buen portafolio, bastante variado y dinámico. Siguiendo siempre las reglas de mercado, las cuales conozco desde mis épocas de trader. También tengo inversiones en Bitcoin, pero obviamente no puedo recomendar que compren algo tan volátil y complicado.

FQ: ¿A cuánto crees que podría llegar el precio de Bitcoin en 2021?

CVS: A Bitcoin lo han matado miles de veces. De hecho, hay una página que se dedica a hacer un seguimiento de eso. Lo comparan con la especulación de los tulipanes o la de la crisis de los ´30. Pero, hay un fenómeno que se ve en el “Price action“ que es bastante sencillo. En él podemos observar, efectivamente, que Bitcoin muere y revive todo el tiempo. Entonces, si tomamos el último gran “spike” que fue a finales del 2017 (Diciembre 2017) y lo comparamos con el actual (Enero 2021) vamos a ver semejanzas. Pero, la gente olvida que esto es una cuestión de enfoque y escala. 

Años antes, se dio exactamente el mismo comportamiento y la misma fluctuación en la escala cuando rompió los mil. Es decir, es una cuestión de escala, la diferencia es que estábamos yendo de valores muy bajitos (sub mil) a valores por encima de 2 mil. Entonces hay un movimiento alcista muy fuerte, luego baja, vuelve a empujar y sigue empujando. 

Hay algo muy interesante que no sucede con las monedas, ni los commodities y que ha sucedido con Bitcoin. Y es que, en un análisis general, cuando tomas la temporalidad más antigua, ya sean en meses o años, también debes observar las líneas de tendencia. Al tomar estas “trading lines”, es cierto que se ha roto la tendencia cuando ocurrió el primer rompimiento, pero, si continúas observando te vas a dar cuenta que nunca ha dejado de crecer. Nunca rompió el “outer”. 

Existen tres “lines” de tendencia; “inner”, “outer” y “long term” que tienes tanto en un movimiento alcista como en uno decreciente.  En el caso de Bitcoin, el “long term trend”, nunca se ha roto, lo que significa que nunca ha dejado de crecer.

Si hacemos un análisis en el tiempo, Bitcoin jamás falló. Siempre se mantuvo alcista, es una cuestión absolutamente contrasentido, pero nunca falló. Solo fue creciendo, lo que sucede es que lo hace a una escala exponencial, a una velocidad y potencia que ningún activo tiene.

El precio va a depender del “supply and demand”. Puedes apreciar o depreciar un activo, acorde a tus intereses, en tanto puedas retener la oferta y la demanda de este. 

El problema de Bitcoin es que no lo controla nadie. Entonces, está sujeto a los movimientos de mercado. Si el día de mañana Elon Musk hace un “dump” de un billón, ese precio se va a ir para abajo absolutamente, y si lo retiene, se va para arriba.  

Por lo tanto, el precio va a variar de acuerdo con las decisiones que tomen los grandes fondos que invirtieron en esta moneda; dependiendo si quieren comprar más o hacer liquidez rápida. 

Es a eso a lo que me refiero cuando digo que uno está sujeto a los valores del mercado. Sin embargo, no deja de ser cierto que cuando llegue el minado del último bloque, dentro de 120 años, su valor será aún apreciado. Por ende, no es loco hablar de un Bitcoin a un millón. Eso sí, vale aclarar que para que se dé, tienen que pasar cien mil cosas. Pero, sin lugar a duda, el camino a la adopción masiva de Bitcoin es ahora y eso está muy claro.

FQ: ¿Qué potencial le ves a Bitcoin en Latinoamérica?

CVS: Principalmente, la necesidad de poder ayudar a países que se encuentran totalmente bloqueados. Es decir, países como Argentina o Venezuela que tiene problemas de pagos “Cross Border” y/o que tienen problemas bancarios. 

Aquí es donde el blockchain pasa a ser fundamental. Es la manera en la que se puede transferir valor de un punto a otro sin necesidad de moverlo físicamente y ahí es donde se vuelve primordial en todos estos países. 

FQ: ¿Cómo es la situación de las criptomonedas en Chile y Argentina? ¿Hay regulaciones al respecto?

CVS: La diferencia entre Argentina y Chile es el volumen principalmente. Argentina es un país con muchísimo volumen transaccional. 

Antes, desde la persona en su casa hasta las empresas financieras, no operaban en cripto por desconocimiento. Pero hoy en día, grandes empresas, brokers, empresas de bolsa, financieras e inmobiliarias utilizan USDT. 

Nosotros les damos muchísimos servicios a inmobiliarias que requieren hacer pagos de departamentos, edificios, etc. en el exterior. Y esto les permite poder hacer su settlement muy rápidamente. 

Argentina tiene el problema del cepo y el bloqueo de la salida de capitales, por lo que el blockchain vino a cambiar a eso y no hay manera en que se pueda parar.

FQ:  ¿Qué es Ibitt-Ibank y qué servicios ofrecen?

CVS: Ibitt – Ibank es una empresa que es un banco, un Exchange y una multiplicidad de servicios Fintech en LATAM. 

Entonces, como entidad financiera somos un banco offshore que ofrece simples servicios de custodia, no hacemos manejo de portafolio ni Wealth Management. 

Como Exchange, ofrecemos múltiples servicios de intercambio, inversión, manejo y, por sobre todas las cosas, pagos de servicios en OTCs desk. Por lo cual, tenemos muchos clientes en el exterior, por ejemplo en Europa o Estados Unidos, que requieren realizar una compra o venta utilizando cripto, pagando en fiat (o viceversa) y a su vez, bancarizarlo. Por ende, eso es lo que hace Ibitt como un todo, ofrece servicios financieros. 

Por otra parte, dentro de estos servicios financieros se encuentran productos que tenemos adjuntos como el “Secured credit card”, el cual te permite operar en cripto o en fiat con valores bastante altos (200 mil o 100 mil dólares, por ejemplo). 

Puedes operar con la tarjeta de crédito con el monto que uno decida siempre y cuando, tengas el cupo que le asignes. Entonces, teniendo en cuenta todos estos aspectos nuestros productos y servicios se vuelven bastante interesantes. 

También ofrecemos tarjetas de crédito “pre-paid”, en una menor escala y con montos más pequeños, en Argentina de las cuales somos co-emisores. 

Por último, aparte de lo ya mencionado, también está Quickex, que es una empresa de remesas, líder en ciertos corredores, y Quickipay, que es un sistema de adquirencia, pago, pay in/pay out en cripto y en fiat en los países donde operamos. Como se puede observar, ofrecemos muchos productos y servicios para diferentes necesidades.

FQ:  ¿En qué países operan?

CVS: En Argentina, Chile, Perú, Venezuela, Panamá. Próximamente Estados Unidos, México y Brasil. 

Te puede interesar:



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *